Hoy en día, resulta muy atractivo salir a disfrutensayo-final-03ar de una buenacomida en un restaurante élite, siendo esta una experiencia que refleja el buen gusto y el amor por la comida.

Actualmente, el concepto de cocina más aclamado por este tipo de restaurantes es el que aboga por lo contemporáneo y se enfoca en la creación de platos fuera de serie, destacando la comida como si de una obra de arte se tratase; por dicha razón se han convertido, en un tiempo relativamente corto, en el foco culinario de la alta cocina y en el tipo de comida predilecta de los aficionados del buen comer, informalmente llamados ‘’foodies’’.

Sin embargo, no todo el concepto de cocina contemporánea gira únicamente en torno a la comida, pues hay una gran vertiente de factores que son determinantes a la hora de elegir restaurantes modernos de alta gama frente a aquellos concebidos como tradicionalistas y de enfoque consuetudinario. Dentro de estos factores, aparece como componente inherente el entorno que conforma el marco de esta experiencia y le atribuye una idiosincrasia particular a cada restaurante, siendo dicho entorno el distintivo para referenciarlos, además de la comida en sí.

Usualmente, el contexto de un restaurante contemporáneo de lujo, se sitúa en el culmen de una estética atractiva, influenciada por tendencias vanguardistas o de época, guardando una relación coherente entre apariencia, elección y disposición del mobiliario y la decoración del lugar, así como los elementos que simbolizan la opulencia propia que emana del ambiente.

Enfocándonos en esta perspectiva de concebir un simple espacio de comida como un entorno suntuoso y exclusivo, es preciso conocer a cabalidad los principios que rigen toda esta temática y juegan el papel opositor frente a la convergencia que crean restaurantes de otras tipologías, no necesariamente de calidad inferior.

Como pilar de esta cadena de factores armónicos, aparece el espacio arquitectónico per se, con las singularidades contenidas en su conformación, en el cual juega un papel fundamental la disposición de los distintos espacios que forman parte del habitáculo, tanto los estacionarios como los de transición, permitiendo estos dotar de identidad cada zona del restaurante. En este tipo de comercios, por así categorizarlos, los espacios no siguen un patrón de magnitudes físicas específico, es decir, no se adecuan a unas dimensiones de ancho y largo por zona, más bien estos son determinados por el alcance de público objetivo para el que ha sido pensado el restaurante.

Es aquí donde entra en juego, el tópico ‘’diseño’’, encargándose del mobiliario exterior e interior, según sea la configuración espacial que se tenga, así como de la estética que lo representa. Y es esta, una pieza clave que, a modo personal, considero ineludiblemente importante, pues como usuario y consumidor, el cliente desea sentir que forma parte del entorno con el que se relaciona, es un requerimiento propio del ser humano, aun cuando no lo perciba como tal. Un diseño espacial confortable, ergonómico, al alcance de las expectativas de quien lo vive… engancha al usuario visualmente, sin siquiera hacer uso de los servicios que ofrece el local; y es por ello que un restaurante de lujo, no puede privarse de priorizar este componente, pues es la primera impresión sensorial que se experimenta.

Ensayo Final-04.pngDentro de este aspecto, hay una serie de componentes, usualmente, trabajados de forma adecuada en estos restaurantes para que sea un espacio propicio para disfrutar de una buena comida, tales como: iluminación apropiada, holgura entre los mobiliarios para evitar choques de unos con otros al ser utilizados, disposición de mantelería de lujo y cristalería y vajilla de primera calidad, climatización adecuada, música agradable, entre otros.Ensayo Final-055.png

Por otro lado, salen a colación aspectos complementarios que forman parte del entorno intangible de estos espacios y que, sin lugar a dudas se ponen sobre la mesa a la hora de elegir uno en específico. Por mencionar algunos, tenemos: ubicación estratégica en contexto agradable, facilidad de pago, accesibilidad a personas con discapacidad física y a los niños, aparcamientos adecuados, calidad de servicio, limpieza, atención amable, buena recepción, trato personalizado, profesionalidad del personal, ambiente apacible y clientela homogénea en el comportamiento.

Y para coronar el pastel, pasamos a hablar de la oferta gastronómica que brinda un restaurante contemporáneo de lujo, regida por una excelente presentación de los platos, alta calidad de los alimentos, magnífico resultado final de la comida y una variedad de opciones según el tipo de cliente.

Ensayo Final-05.png
Todo esto debe permEnsayo Final-06r5.pnganecer acorde a la temática que propone el comercio, pues expone todos los sentidos del comensal y arrebata una serie de sensaciones que se convierten en una experiencia completa.

Entonces, deteniéndonos a analizar todos los factores anteriormente mencionados, podemos percatarnos de que el entorno de un restaurante de comida contemporánea, ubicado en la categoría ‘’de lujo’’, debe estar al nivel de las expectativas de sus clientes, pues el éxito o fracaso de este, depende de la satisfacción o desagrado que provoque en ellos.

Es por la concatenación de todos estos elementos que, comer en un restaurante especializado de este tipo, se convierte en un asunto cultural y social que su público busca disfrutar cada vez más, haciéndolo parte de su itinerario ya sea de forma habitual o esporádica.

Aquí cito, en total acuerdo con su planteamiento a Norberto Chávez en su libro El diseño invisible, 2005: ‘’…el contexto no sólo es un hecho dado sino también algo creado. La práctica cultural cotidiana es una permanente construcción de contextos armónicos.’’

En referencia a su acotación, podemos decir, sin temor a equivocarnos que, el entorno
que se da en un restaurante de lujo es una sincronía de elementos acoplados para marchar al mismo ritmo, basado en el diseño de una experiencia que pone a prueba tanto el servicio ofrecido como al usuario.

Ya sea que, se visite una única vez o con asiduidad un entorno como este, cada oportunidad es diferente a la otra, siendo más o menos gratificante, dependiendo del usuario y sus estándares.

Por mi parte, las ocasiones en las que he podido participar de una suculenta comida en un restaurante de alta gama, han resultado ser momentos muy particulares de gran disfrute, en los cuales me he sentido sumamente complacida con el ambiente físico que me rodea y con la atención brindada. El entorno que he percibido en lugares de esta categoría es superior en muchos sentidos, sin menospreciar lo convencional, pero se percibe diferente, tanto por la comida como por las atenciones, sin dejar atrás el espacio contenido y la estética, sea cual sea el estil

Y es que, estos entornos han sido diseñados con un enfoque claro: atraer a un público que simpatice con este tipo de comida, disfrute de una experiencia única y cómo no, que pueda pagar por ello.

Comparto esta opinión con usuarios asiduos conocidos, quienes me comentan que, solo por la estética imponente de un restaurante de comida contemporánea de lujo, se disponen a entrar, aunque no conozcan a cabalidad la carta, pero la atracción que les provoca el entorno, los invita a ser parte de el.

“Se trata de una relación entre lo que está a tu alrededor mientras degustas un plato que muchas veces es tan artístico que ni quieres estropearlo, es la armonía entre el espacio acogedor y bien pensado y las atenciones que me brindan, lo que me hace ser fan #1 de los buenos restaurantes, aunque claro, esto tiene un precio “.

Comentario textual de un cliente de este tipo de comercios.

Ensayo Final-07.png

Sin embargo, este concepto de crear establecimientos de comida que giren en torno al lujo y la comida preparada por chefs de renombre, no es un concepto que haya sido pensado por nuestra generación, es más bien un aporte de un parisino con excelente gusto gastronómico, quien en 1765 abrió el Champú d’ Oiseau como un lugar exclusivo en donde la alta sociedad mostraba su distinción. Hasta hoy día, concurrir estos restaurantes sigue siendo una clara señal de holgura económica, aunque en menor medida, pues cada vez son más las personas que se dan la oportunidad de vivir esta experiencia de alto precio.

Ensayo Final-08.png

En fin, el entorno de un restaurante de comida contemporáneo, considerado de alta gama, es una caja de sorpresas que despierta un sin número de impresiones en el usuario e impacta positiva o en su defecto, negativamente, en el gusto por las experiencias gastronómicas del usuario, que pasa a formar parte de él. Desde su diseño arquitectónico y espacial hasta el detalle más mínimo deben ser cuidados sin pasar por alto que, este conjunto de elementos es lo que hace que el cliente quiera volver una y otra vez o no quiera hacerlo jamás.

FUENTES DE INFORMACIÓN

1.http://www.laramblanoticias.com/otras-noticias/que-define-un-restaurante-de-lujo
2.http://www.diariodenavarra.es/noticias/navarra/mas_navarra/2013/08/28/las_caracteristicas_restaurante_lujo_128428_2061.html
3.http://www.barradeideas.com/las-20-caracteristicas-que-tiene-que-tener-un-restaurante-para-que-los-clientes-repitan/
4.http://www.diariodenavarra.es/noticias/navarra/mas_navarra/2013/08/28/las_caracteristicas_restaurante_lujo_128428_2061.html
5.http://www.arqhys.com/contenidos/restaurantes-historia.html
6.http://www.vinccihoteles.com/blog/los-nueve-restaurantes-con-estrella-michelin-de-madrid/
7.http://www.archdaily.com/796643/2016-restaurant-and-bar-design-awards-announced/57f31c4fe58ecee8420000ee-2016-restaurant-and-bar-design-awards-announced-image

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s